aimation

Miel

Miel

La miel tiene una composición química inusual que la mantiene fresca indefinidamente sin echarse a perder. Es particularmente baja en humedad y extremadamente ácida, lo que la hace un territorio inhóspito para bacterias y microorganismos. Y además de ello, las abejas añaden un enzima, la glucosa oxidasa, que crea el peróxido de hidrógeno como un subproducto.

Gracias a todo ello, la miel ha sido utilizada como un remedio medicinal por milenios y milenios. La miel de abejas es utilizada principalmente para endulzar y preparar algunos alimentos, pero además de ser rica, nos puede ayudar a mantenernos sanos.

Debido a que la miel contiene grandes cantidades de azúcar, se recomienda consumirla con precaución y durante el día. 

Jalea Real

La jalea real viene a ser uno de los suplementos más naturales que pueden existir, ya que cuenta con componentes esenciales que ayudan a mantener el equilibrio del organismo. Es un producto semifluido de color blanco amarillento, y con un sabor ligeramente ácido. Es el alimento de las larvas de las abejas obreras y los zánganos hasta su tercer día, el de las larvas reinas hasta el quinto día, y el de la reina adulta durante prácticamente toda su vida.


 Cuenta con numerosas ventajas dietéticas, terapéuticas y nutritivas, además de ser capaz de ayudar en la prevención de diferentes carencias nutricionales. Se utiliza en casos de depresión, convalecencia de enfermedades, fatiga, o debilidad motivada por ejemplo: estados de ánimo. Es ideal en la fase de crecimiento tanto en la infancia como en la adolescencia, e incluso como tónico en estados como la menopausia. Posee una interesantísima acción reguladora sobre el apetito de aquellas personas anoréxicas, por lo que podría ser útil, por ejemplo, en la recuperación de enfermedades asténicas.


Jalea Real

Polen de Abeja

Polen de Abeja

El polen de abeja es un producto natural derivado del polen que se encuentra en las flores, que al ser recogido por las abejas para su alimentación, recibe un tratamiento natural por parte de estos insectos en que se lo mezcla con néctar y miel, a la vez que la abeja lo “amasa” con sus patas para formar lo que se conoce como un grano de polen, del cual se necesitan alrededor de 2 millones de granos para obtener apenas una cucharada.

Es balanceado y rico contenido de nutrientes, compuesto en un 40% por proteínas, de las cuales aproximadamente la mitad son aminoácidos libres; un conjunto de 28 minerales, 11 enzimas, 12 vitaminas y 14 ácidos grasos, conformando en conjunto un aporte nutricional prácticamente ideal con respecto a las necesidades humanas.

Pero actualmente se le reconoce al polen de abeja su principal beneficio antioxidante, siendo reconocido como el alimento entero con más alta concentración de antioxidantes, lo que lo hace una poderosa arma para combatir distintos tipos de cáncer, el envejecimiento, o cualquiera de los problemas de índole degenerativo que afectan a la salud humana, especialmente causados por la acción de los radicales libres.


Propóleo

El propóleo es una sustancia que las abejas consiguen de las yemas de los árboles y cuya última modificación se da en las colmenas de donde sale tal y como es consumida actualmente.

La propiedad más importante del propóleo en nuestro cuerpo es la de estimulación de aumento de nuestras propias defensas corporales. Actúa en nuestro sistema inmunológico ayudándolo a ser más eficaz y rápido en sus respuestas, el propóleo nos protege igual que lo hace con la colmena.

Tamién es muy beneficioso para el sistema circulatorio y digestivo, y no se han encontrado contraindicaciones o efectos secundarios salvo en esas personas que sean alérgicas a los productos derivados de la colmena. En definitiva, el propóleo es una de las sustancias más beneficiosas para nuestro organismo que podemos encontrar en la naturaleza, pero que requiere de la supervisión de un especialista para que podamos tomar la dosis diaria adecuada.

Propoleo


Cera de Abejas

Cera-Abejas

La Cera de Abejas es el material que las abejas usan para construir sus nidos. Es producida por las abejas melíferas jóvenes que la segregan como líquido a través de sus glándulas cereras. Al contacto con el aire, la cera se endurece y forma pequeñas escamillas de cera en la parte inferior de la abeja. Un millón más o menos de estas escamillas significa un kilo de cera.

En velas, la cera produce iones negativos que limpian el aire, ayudando notablemente a personas que sufren de asma, alergias y rinitis. Además mata bacterias y mohos. Produce menos humo que las otras ceras.

Se le usa para depilar el vello corporal porque no es tan agresiva como otras ceras. Tiene muchos usos en pinturas, tratamientos para cuero y otros usos industriales. La cera de abejas también se puede mezclar con otros productos tales como la miel y el aceite de oliva, para hacer bálsamos caseros que pueden servir como tratamientos naturales contra el eczema y la psoriasis.

2018 © BiiBii Todos los derechos reservados
Online
BiiBii